Cada vez nos preocupa más nuestra salud y por ello miramos por nuestro entorno, por los alimentos que consumimos, etc. Esta preocupación se hace más evidente cuando nos convertimos en madres y padres y nos damos cuenta de que nuestras acciones afectan, y afectarán de por vida, a nuestros bebés.

Te sorprendería conocer la cantidad de sustancias nocivas que están presentes en los plásticos, de las cuales muchas están en contacto directo con los bebés. Entre ellas podemos destacar el bisfenol A o los ftalatos.

En 2011, la UE prohibió el bisfenol A (BPA) en biberones, chupetes y demás artículos infantiles. Sin embargo, el sustituto que se está usando, el bisfenol S, en productos que llevan la etiqueta “BPA-free” (sin Bisfenol A) puede resultar aún más dañino.

Lo más seguro y saludable es evitar el uso del plástico, no sólo del que está en contacto con los alimentos, sino también del que está en contacto directo con nuestros bebés. La infancia es momento de descubrir el mundo y los bebés lo hacen con todos sus sentidos, sobretodo con el tacto a través de la boca.

Ahora es el momento de que seas tú quien de el paso

En nuestro quinto reto, te proponemos decir NO al plástico cerca de tu bebé, comprando productos sin plástico, apostando por pañales reutilizables, usando jabones naturales libre de sustancias dañinas, etc.

¿Cuál es el objetivo de este reto?

  1. Tomar conciencia de que el bebé se merece los mejores cuidados en sus inicios,
  2. reducir la huella plástica de tu bebé con pequeños gestos y
  3. adquirir productos sin plástico, de calidad y saludables para tu bebé.

Acepta y comparte nuestro reto

Te animamos a compartir nuestro reto o alguna de nuestras publicaciones de nuestro Facebook, Twitter, Pinterest con el hashtag #YoVivoSinplastico. También puedes enviarnos un mail a info@sinplastico.es con el asunto #YoVivoSinplastico donde nos puedes relatar cómo estás afrontando nuestro reto.

¿Cómo conseguirlo?

Para que consigas este reto puedes seguir los consejos que te mostramos a continuación. Siguiéndolos, lograrás reducir el uso del plástico de tu bebé.

¿Bebés y plástico? No, gracias!

También puedes encontrar consejos en nuestras entradas de Blog: